Al final del contrato, entregarás el vehículo al proveedor (varía en función del modelo que escojas) y se hace el reajuste de kilómetros si no se han alcanzado o si se han sobrepasado los kilómetros contratados.

Además, si quieres continuar con el servicio de renting al final del contrato, podrás contratar un nuevo servicio de renting con un otro vehículo, previa aceptación de la nueva cotización.

¿Encontró su respuesta?